¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?
Google+

Se encuentra usted aquí

De Mercado. Paella Bar Boqueria.
Pòrtics de la Boqueria, locals 6-7 Barcelona. Tel: 933 487 783

Cocina de mercado... en el Mercado de la Boqueria

Anna Tomàs24/04/2015

Desde hace más de veinticinco años, el restaurante Suquet de l’Almirall se ha constituido en una referencia gastronómica de la Barceloneta por la calidad de sus platos y el perfecto servicio. Una carta de presentación inmejorable para el nuevo Paella Bar Boqueria. Porque, tal vez imbuidos del ambiente marinero del barrio de pescadores de la Ciudad Condal, la tripulación del restaurante, capitaneada por Quim Marqués, cocinero y propietario del Suquet, y su segundo de a bordo, Manel Marqués, con la colaboración del vinatero Nacho Prat, pusieron rumbo, en otoño del pasado año, hacia el Mercat de Sant Josep, mucho más conocido como Mercat de la Boqueria.

En este lugar emblemático de Barcelona, donde habitualmente compran muchos de los productos que utilizan en su cocina, abrieron un nuevo local de su grupo de restauración “Oído Cocina!”. Esta es la génesis del Paella Bar Boqueria, ubicado en los pórticos del propio mercado, que contribuye a revitalizar la zona a nivel gastronómico.

Aquí podemos encontrar desde desayunos de cuchara hasta comidas y cenas con la garantía de los productos que se venden en las paradas cercanas. Todo, bajo la supervisión de Pau Corderas, jefe de cocina del restaurante Pepa Tomate, como jefe ejecutivo y contando con el cocinero Juan Montoro, procedente de la Lola de las Arenas, otro de los establecimientos del grupo, al frente de los fogones.

El local, con media docena de mesas en su comedor interior y una terraza exterior con capacidad para unas veinte personas más, cuenta también con un reservado para grupos que funciona únicamente bajo reserva. Los cristales de la fachada sirven de pizarra para anunciar las sugerencias y los platos del día, mientras que la decoración interior tiene un elemento predominante a juego con el nombre del restaurante: paelleras que cubren totalmente las paredes. Es más, incluso el espejo del baño es, cómo no, ¡una paellera!

Un canto a la paella

De modo que nombre y decoración del Paella Bar nos orientan hacia su plato estrella: la paella. Nada que ver con las vulgares paellas que parecen pensadas únicamente para engañar a turistas de demasiados restaurantes de la zona centro de Barcelona. Aquí la paella es, ni más ni menos, paella.

En su punto, apetitosa y con un toque de imaginación en cada una de sus especialidades. La Boqueria, con costilla, verduras y setas; la Barceloneta, a base de pescado y marisco; la Catalana, una mixta con pollo, butifarra y marisco o la “de Guiri”, con alcachofas, bogavante y chorizo Maldonado.

Y, aunque no se trate propiamente de una paella, también magnífico el arroz negro con alioli. Cualquiera que sea la que pidamos, tras la última cucharada, nos deja con la sensación de que hemos de volver para probar las restantes especialidades.

Desayunos de cuchara y platos de mercado

El formidable ambiente del Paella Bar empieza de buena mañana, con sus desayunos de cuchara, de los que nos reconcilian con la humanidad y nos dejan con la sonrisa en el rostro para el resto del día. Butifarra con mongetes de Santa Pau, callos con garbanzos, sardinas ibéricas al horno o calamares y alcachofas predisponen a redondear el placer sibarita con un paseo por el mercado para deleitar otro de los sentidos, el de la vista, contemplando los productos y el ambiente que, a esas horas, está en su máximo apogeo.

A la hora de comer ofrecen también excelentes platos aparte de la paella. Aquí, hablar de productos de proximidad y de cocina de mercado resulta casi evidente. Las mejores paradas de la Boqueria suministran sus productos al Paella Bar para preparar delicias como los buñuelos de bacalao y espinacas con alioli de miel, la sepia con albóndigas, las croquetas de confit y bogavante, los calamares “de collons”, las cigalas fritas con patatas y pimientos, la cocotte de mejillones o los calamarcitos con butifarra y mongetes de Santa Pau. Eso sí, además de la carta, no olvidemos echar un vistazo, antes de decidir nuestro pedido, a los platos del día.

En definitiva, lugares como el Paella Bar nos recuerdan que el Mercat de la Boqueria no es solo una atracción para turistas, aunque haya muchos, sino que afortunadamente está volviendo a ser un enclave del que los barceloneses pueden formar parte disfrutándolo.

Comentarios

 ...

Enhorabuena a este restaurante por la grandeza que tiene de cocinero por hacer de cada plato una delicia. Recomendable, no dudéis en visitarlo, os chupareis los dedos.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.